ESPECIAL

2019-III

“Nuestro trabajo no es indigno, indignas son las condiciones en las que lo hacemos”

NO SOMOS PUTAS NI PROSTITUTAS

Fidelia Suárez Tirado es la presidenta del sindicato de trabajadores y trabajadoras sexuales, Sintrasexco. Fidelia lleva más de 20 años luchando porque se proteja y se reglamente su trabajo.

Trabajadoras Sexuales.jpg

Fuente:

Por: Camila Solano Mantilla

Nació en Corozal, Sucre y llegó a Bogotá en 1990. Su primer trabajo fue como auxiliar de contaduría en el Ministerio de Salud, luego trabajó como mesera, y después, como trabajadora sexual. Se dio cuenta de que en su ámbito había mucho maltrato laboral, psicológico y físico. Fidelia tiene 3 hijos que la admiran por su labor. Para ellos, Fidelia es una luchadora y es motivo de orgullo. Fidelia siempre les ha hablado con claridad de su profesión y ellos nunca se han sentido avergonzados, al contrario, la apoyan.

Ella siempre ha trabajado con dignidad y eso fue algo que intentó inculcarle a sus compañeros de trabajo, estuvieran ahí por el motivo que fuera. Los trabajadores sexuales se han acostumbrado a agachar la cabeza. Su trabajo es legal en Colombia y no están haciendo nada malo. Fidelia comenta que es un trabajo que no hacen por necesidad; ellas decidieron ser trabajadoras sexuales. La única diferencia es que su cuerpo es su herramienta de trabajo, como también pasa en otros trabajos. “Nosotros prestamos un servicio y somos remunerados por él. No estoy en una situación de lástima ni de víctima”. Ellos, como todos los trabajadores, necesitan prestaciones, salud y pensión.

En 2008, nació ASMUBULI, la Asociación de Mujeres Buscando Libertad después de que algunas trabajadoras sexuales estuvieron en el encuentro de RedTraSex en Ecuador. Allá se dieron cuenta de muchas necesidades que tenían como comunidad. “Éramos pocas, alrededor de 20 compañeras de la zona de Ipiales- Nariño, pero nuestro dolor era mucho y profundo: estábamos cansadas de la discriminación y la violación de nuestros derechos, y no íbamos a dejar pasar un día más sin exigir lo que nos correspondía”[1]. Además de que les estaban violando constantemente sus derechos, la policía también los acosaba.

Más adelante, en el 2015, fundaron el primer sindicato de trabajadores sexuales, Sintrasexco. El que quiera ser parte del sindicato Sintrasexco, debe ejercer el trabajo sexual o haber sido trabajador sexual. Primero, debe leer los estatutos y si está de acuerdo, se puede vincular. En los estatutos se estableció que deben pagar 3.300 pesos mensuales porque para estar afiliados a la Central de Trabajadores de Colombia, deben hacer un aporte. En el sindicato, les enseñan derechos humanos y laborales, incidencia política, liderazgo, derechos sexuales y reproductivos y todas las leyes por las que están amparados. “Queremos unir nuestra voz, nuestra lucha y nuestros esfuerzos”[2].

“Nuestro objetivo es tramitar en el Congreso de la República una ley construida por nosotras que nos permita gozar de los beneficios que debe tener cualquier trabajador en Colombia. La idea es que nos beneficiemos todas, incluidas las que no formen parte del sindicato”[3]. En Sintrasexco, están consolidadas como la Asociación líder de las Mujeres Trabajadoras Sexuales en Colombia y luchan por el reconocimiento de sus derechos que les permita vivir en una sociedad más justa e igualitaria[4]

“Hemos avanzado en otros aspectos, como evitar que se aprueben leyes que nos vulneraban, la elaboración de una ley para la regulación del trabajo sexual, la firma de convenios de trabajo con la Procuradora Nacional para la Defensa de los Derechos Humanos y la participación en espacios clave relacionados a la mejora de nuestra calidad de vida y la erradicación de la violencia, discriminación y estigma”[5].

Hace poco, el 2 de julio de este año, participaron en la Asamblea General de la OEA en Medellín, en la que le pidieron al organismo que regule su trabajo en todos los países de la región. También pidieron la derogación de leyes que pongan en peligro su vida y su seguridad y las que criminalicen el trabajo sexual. 

Fidelia y muchas y muchos más trabajadores sexuales siguen en la lucha porque su trabajo sea regularizado legalmente, y además, que cada vez sea menos estigmatizado y más aceptado. 

 

 

[1]http://www.redtrasex.org/-Colombia,12-

[2]http://www.ecosdelcombeima.com/nacionales/audio-117514-fidelia-maria-suarez-tirado-coordinadora-nacional-sintrasexco-hablo-sobre-lo?page=4564

[3]https://www.eltiempo.com/archivo/documento/CMS-16578784

[4]https://asmubuli-sintrasexco.com/63-2/

[5]http://www.redtrasex.org/-Colombia,12-