ACTUALIDAD

“Aprovecho, también, para reconocer el valor del talento humano en salud, que lleva más de año y medio dedicado a salvar vidas, a veces sin descanso”

 

ENTREVISTA MINISTRO DE SALUD

Foro Javeriano tuvo la oportunidad de entrevistar al ministro de salud Fernando Ruiz Gómez. Nos contó un poco acerca de algunos eventos de su pasado, de sus sensaciones al frente del Ministerio durante la pandemia y sobre algunos aspectos de su esfera más íntima.  

 

Fuente: SEMANA

Por:  Juan Pablo Prieto

Foro Javeriano: Para nuestros lectores no familiarizados: ¿Quién es Fernando Ruiz Gómez (no el ministro), el ser humano?  

 

Fernando Ruiz:  Fernando Ruiz Gómez es papá, es esposo, es amigo. Es alguien que por vocación llegó a la Medicina y por cuestiones de la vida terminó en la salud pública. Es una persona que disfruta del tiempo con sus amigos y una buena charla, de ver crecer a Luciana e intentar día a día darle el mejor ejemplo y aportarle para que sea una gran mujer. Fernando también es una persona calmada, que piensa las cosas y que no se deja llevar de su parecer. Se rodea de personas que le aporten y, claro, que en ocasiones le contradigan, para tomar una decisión lo más precisa y correcta posible. 

 

FJ: ¿Qué recuerdos tiene de su paso por la Javeriana? 

 

FR: Primero, que mi papá se puso bravo cuando decidí cambiarme de carrera a estudiar Medicina, porque yo empecé ingeniería industrial; sin embargo, en ese momento pensé que no quería estar toda mi vida en una profesión que no es tan cercana a la gente. Luego, con el apoyo de mi mamá, me inscribí y pasé en la Javeriana, donde lo que tengo más en mi corazón es la concepción humana de la Medicina, vista desde los jesuitas. En ese sentido, lo que más recuerdo de la formación en la universidad, que he aplicado, aplico y aplicaré a lo largo de mi vida, es ver con humanidad cada acción que realice. Eso nos sirvió mucho en este momento de crisis que enfrentamos.  

 

FJ:  Cuéntenos un poco acerca de la clase sobre pandemias que tuvo en Harvard. 

 

FR: Uno veía las epidemias pasadas y se veía como se tomaban las medidas de cuarentena, pero en el mundo moderno, nunca se me pasó por la cabeza que íbamos a tener que tomar decisiones en ese sentido. Y eso que en Colombia tuvimos dos epidemias que, siendo viceministro, las pudimos enfrentar con el equipo del trabajo del sector salud que de manera articulada ha enfrentado este tipo de desafíos.  

 

FJ: ¿El día de su posesión como Ministro de Salud, era consciente de la magnitud de lo que estaba por venir? 

 

FR: Más allá de los cálculos y proyecciones que se tenían en ese momento, era imposible determinar desde un comienzo cuál sería la magnitud de la emergencia que íbamos a empezar a vivir, pero empezamos a trabajar de cara al fortalecimiento de las capacidades hospitalarias del país, al punto de tener más de 13 mil camas UCI habilitadas para el momento más crítico, además de pasar de 1 laboratorio de diagnóstico a 180 en menos de un año. Esos son logros que en medio de la emergencia pareciera que son pocos, pero son resultado de un esfuerzo gigante desde diferentes frentes. Aprovecho, también, para reconocer el valor del talento humano en salud, que lleva más de año y medio dedicado a salvar vidas, a veces sin descanso.  

 

FJ: ¿Cómo combatir la desinformación por parte de políticos y figuras públicas frente a la vacunación? 

 

FR: Con información, cercanía y datos, como lo hemos venido haciendo desde el Ministerio y en general desde el Gobierno Nacional. Somos conscientes de los mares de desinformación que abundan en un solo mensaje de Whatsapp o de una publicación en redes sociales; sin embargo, nos hemos dedicado a mostrar que las vacunas son seguras, que nos protegen, que salvan vidas y evitan formas graves de la enfermedad, que ante un virus nuevo, es lo mejor que podemos hacer: vacunarnos. En este momento, la vacunación contra el covid19 es la mejor manera de ir regresando a esa normalidad antes de la pandemia que anhelamos, como ir a fiestas o estar con amigos; pero que eso suceda depende de todos nosotros, de quienes nos leen o nos ven a diario, porque todos tenemos una responsabilidad en este proceso. Por ejemplo, yo me vacuno y me protejo, pero también protejo a mi entorno; pero podemos ir más allá y hacer pedagogía en la casa, la escuela, la universidad.  

 

FJ: ¿Cuál ha sido su momento más satisfactorio y el más frustrante al frente del Ministerio? 

 

FR: El más duro fue tomar la decisión de cerrar el país, algo que no se había hecho y que suponía unos retos gigantes en todo sentido; incluso, el día que anunciamos esa decisión con el presidente, no aguanté y lloré, porque sabía lo que venía; pero esto también nos ha demostrado que los colombianos somos resilientes y en la medida en que conocimos más del virus y tomamos las decisiones basadas en la evidencia y la ciencia, nos fuimos adaptando a esa realidad. En cuanto a lo más satisfactorio es poder, desde un Ministerio, con un equipo comprometido todos los días y sus noches, salvar vidas y eso es lo que estamos haciendo. El 17 de febrero, cuando aplicamos en el país la primera vacuna, ha sido uno de los momentos más especiales de esta experiencia, porque empezamos a dar vida, a protegernos más y a ir, de a poco, recuperando el ritmo de nuestras vidas.  

 

FJ: ¿Cómo es el día a día de Fernando Ruiz? 

 

FR: El día es largo, pasa por reuniones, revisar evidencia, discutir con el equipo de trabajo, con los científicos y sociedades académicas del país, para tener los mejores insumos y tomar las decisiones con la evidencia disponible. Me gusta pasar tiempo con mi hija y mi esposa, en la medida de lo posible, pero todos sabemos que este momento requiere de nuestra mayor vocación de servicio, porque los sacrificios que hoy estamos haciendo los estamos haciendo pensando en el bienestar general, como con la vacunación, que la recibe una persona, pero el beneficio es colectivo.  

 

FJ: Somos conscientes de su apretada agenda, pero, en esos escasos momentos de tiempo libre ¿qué hace? ¿tiene algún pasatiempo? 

 

FR: Leer y ver crecer a mi hija, pasar tiempo con mi esposa, que han sido mi soporte en estos meses que hemos vivido, porque para nadie ha sido fácil. 

 

FJ: Unas cortas: Su principal cualidad / ¿Tiene algún lema de vida? / ¿Seguidor de algún deporte y equipo? / Música preferida / Plato favorito / Persona que más admira.  

 

FR: Serenidad / Siempre actuar con humanidad / No, ningún deporte / Jazz / Sushi / Hay dos personas que en este momento puedo decir que admiro y que de una u otra manera me enseñaron para estar al frente de una situación como esta. Primero, Helena Espinosa, una salubrista, que fue una influencia clave en mi futuro profesional. Y también el profesor Bernard Guyer, quien en Harvard se convirtió en un maestro para mí. 

 

FJ:  ¿Qué lo motiva a levantarse todos los días?  

 

FR: Mire, eso sonará cliché, pero es una realidad. La mayor motivación para levantarme, acostarme tarde y dormir relativamente poco es que con el trabajo que estamos haciendo en este Ministerio, estamos salvando vidas, garantizando atención en salud y protegiendo los derechos de quienes comparten su vida con nosotros en nuestro país.  

 

Desde Foro Javeriano le deseamos muchos éxitos y le agradecemos infinitamente por estar sirviendo al país en estos tiempos tan difíciles.